11 febrero, 2016

Renovada imagen de la gama “Clàssics” haciendo un elogio a la curiosidad

  • Las nuevas cosechas del Xarel·lo, Pinot Noir y Tempranillo se presentan con una etiqueta más fresca, joven y desenfadada 
  •  Los tres vinos pasan a denominarse ‘Curiosos’, recuperando así el espíritu que llevó a la bodega a aventurarse en la agricultura ecológica hace casi 40 años 
  • El nuevo diseño es obra de la agencia barcelonina La Vildi en colaboración con el ilustrador Enrique Fernandez 
La cosecha 2015 ha traído nuevos aires a la bodega. Nuevos aires que llegan en forma de presentación de una imagen renovada, moderna y mucho más fresca para el trio de vinos de la gama ‘Clàssic’ que pasan a llamarse ‘Curiosos’.

Este cambio de concepto es una de las apuestas más fuertes de la bodega de cara al 2016 y responde a un objetivo claro: dotar a los vinos de un estilo más ameno y desenfadado, completamente diferente al que havia hasta ahora, para acercarse a un público más joven y urbano que comparte así los valores proyectados en la nueva etiqueta. 

Un cambio de identidad que no supone un cambio de calidad ya que los vinos ‘Curiosos’ son los mismos vinos de siempre, expresivos y con la personalidad que los caracteriza y define desde sus inicios. Así pues, a partir de ahora el Xarel·lo Clàssic es el Xarel·lo ‘Curiós’; el Pinot Noir Clàssic es la Pinot Noir ‘Curiosa’, y el Tempranillo Clàssic es el Tempranillo ‘Curiós’. 

PORQUÉ ‘CURIOSOS’? 

Más que un simple cambio de nombre y etiqueta, lo que se pretende es reafirmar la personalidad que identifica a la bodega: una personalidad curiosa y aventurera que llevó a la bodega a adentrarse en el desconocido mundo de los vinos ecológicos a finales de los años 70 y que ha sido motivo de innovación y experimentación a lo largo de los últimos 35 años. 

La curiosidad de Albet i Noya hacia el mundo de la viña y el vino es también la curiosidad que sienten los nuevos consumidores hacia un producto ecológico, de proximidad y de calidad. Una interacción que se quiere plasmar en la etiqueta ya que a medida que se va sirviendo el vino, la copa de los personajes curiosos (y también la de los reales) se va quedando vacía. 

Los encargados de elaborar esta nueva imagen han sido la agencia barcelonina La Vildi junto con los hermanos Albet i Noya y el director de márqueting de la bodega. Juntos analizaron y desarrollaron un listado de adjetivos que representasen la marca Albet i Noya hasta llegar a la conclusión que “la curiosidad” es uno de los pilares fundamentales que han marcado, y siguen marcando, el talante de los hermanos Albet y de la bodega de Subirats. El ilustrador Enrique Fernandez fue quin dio forma a la idea, con el diseño de las caricaturas que aparecen en las botellas. 

El Xarel·lo Curiós 2015, la Pinot Noir Curiosa 2015 y el Tempranillo Curiós 2014 ya se pueden encontrar a partir de ahora en tiendas y restaurantes. No será hasta el mes de mayo que, previsiblemente, se añadirá también la nueva cosecha del Tempranillo y se completará así la trilogia más joven, fresca y aventurera de la bodega Albet i Noya.

¡Esperamos que os gusten!


Wine in ModerationNota Legal